"...millones de pequeñas luces producirán una luz tan intensa que será vista por aquellos países que ya han apagado su luz y están viviendo en la oscuridad".

jrm_oficial.jpg

Sobre su vida

John Rick Miller era americano, nacido en Nueva York, el 10 de Julio de 1948 en el seno de una familia católica. Aunque desde muy temprana edad tenía un profundo sentimiento de Dios, principalmente por la influencia de sus abuelos paternos, a medida que creció y entró a la universidad, abandonó su vida de oración y con ello se alejó completamente de su fe. Interesado en las cosas de este mundo, entró en los negocios corporativos y ascendió rápidamente, llegando a ser el CEO de algunas empresas como AstraZeneca y Cargill MacMillan y Director General del Fondo Monetario Internacional, entre otros; además de colaborar con el Gobierno Americano en proyectos para la revitalización de la industria en Egipto.

 

 

¿Cómo fue su proceso de conversión?

Gracias a la insistencia de su esposa y la intercesión de la Virgen María, tuvo una conversión masiva en el año 1988 y a partir de entonces comenzó un ministerio dedicado especialmente a los enfermos y los desheredados.  Entre los muchos apostolados que realizó se destacan: el establecimiento de un gran número de cenáculos de oración en varios países del mundo; fue de los pocos laicos que predicó en el Cairo, Egipto; la fundación del Apostolado de San José junto con el padre Fred De L’Orme; la fundación de la Cofradía de Nuestra Señora de Willesden, en el Santuario Mariano de Londres e inició con la Orden Palotina en la India, un plan para construir Santuarios Católicos Romanos en honor de la Santísima Virgen.

 

¿Qué le impulsa a fundar esta Misión?

En el 2007 visitó Colombia y y habló con el entonces presidente, Álvaro Uribe, acerca de los problemas que enfrentaba el país y propuso la Consagración como un medio para poder resolverlos. De este modo presidente Uribe y su familia, el gobierno, muchos de sus líderes, las fuerzas armadas y la policía se consagraron. Posteriormente la Iglesia consagró a Colombia al Inmaculado Corazón de María por vez primera y renovó su consagración al Sagrado Corazón de Jesús el 12 de Octubre de 2008.

Tiempo después fue invitado a Venezuela donde comprendió que Colombia había sido el modelo para lo que Dios lo estaba llamando a hacer. Es así que en el año 2009 fundó la “Misión Por el Amor de Dios en Todo el Mundo” como un llamado a todas las personas para entender que Dios existe, que es nuestro Padre que nos ama y que debemos volver a Él en todas las cosas.

A finales del 2012 fue diagnosticado con cáncer de esófago. Recibió distintos reconocimientos tanto por autoridades civiles y eclesiásticas de distintos países, entre los que destacan México y Colombia, ambos en el 2014. John Rick MIller fue finalmente llamado a la Casa del Padre el 30 de Mayo de 2015 y sus restos descansan en el Cementerio de Nuestra Señora de la Misericorda en El Doral, Florida.